El papel del director de la ejecución de la obra

El papel del director de la ejecución de la obra

 

En una obra intervienen numerosos factores y elementos que requieren un control preciso para garantizar que todo se desarrolle según lo previsto. Por ello, resulta imprescindible contar con una figura responsable de dirigir y supervisar el proceso de construcción. Este es el papel que desempeña el director de la ejecución material de la obra.

 

Según la Ley de Ordenación de la Edificación, el director de la ejecución de la obra es quien «asume la función técnica de dirigir la ejecución material de la obra y de controlar cualitativa y cuantitativamente la construcción y la calidad de lo edificado». En otras palabras, el director de la ejecución es la persona que se encarga de organizar y supervisar la obra para asegurarse de que el proceso de construcción se lleve a cabo de acuerdo con el proyecto, además de garantizar que se cumpla con las expectativas de calidad.

 

Las obligaciones del director de la ejecución

 

Con algunas excepciones según el tipo de obra, el director de ejecución de la obra debe tener el título de arquitecto técnico, que lo habilita para ejercer la profesión. Una de sus obligaciones es la de comprobar que se hayan recibido todos los materiales necesarios para la construcción y la de ordenar que se realicen ensayos y pruebas para verificar su calidad.

 

 

También debe dirigir la ejecución material de la obra. Es decir, es quien se encarga de que la obra se lleve a cabo de acuerdo con las instrucciones del director de la obra. Comprueba que los replanteos, los materiales, la ejecución y la disposición de los elementos constructivos y las instalaciones sean correctos y se ajusten al proyecto. Además, debe establecer, cuando sea preciso en relación con sus obligaciones, las instrucciones de la construcción en el Libro de Órdenes y Asistencias, en el cual se deja constancia de cualquier cambio o nueva decisión relativa a la obra.

 

 

Finalmente, el director de la ejecución también lleva a cabo algunas tareas relacionadas con la documentación de la obra. Estas incluyen firmar el acta de inicio de la obra, el certificado de final de obra, y también elaborar y firmar certificaciones parciales y la liquidación final de las unidades de obra ejecutadas. Además, colabora con los otros profesionales que participan en la dirección de la obra para elaborar dicha documentación, compartiendo los resultados de las inspecciones y evaluaciones que ha realizado.

 

 

En resumen, el director de la ejecución de la obra desempeña un papel esencial en el proceso de construcción. Su compromiso y experiencia son cruciales para garantizar que cada obra cumpla con las expectativas y estándares requeridos, aportando la seguridad de que la construcción se lleve a cabo de manera eficiente y exitosa.